Home > Communications > Noticias del BVSD  
centro-de-ayuda
BVSD news logo span 300 px.png


El Centro de Ayuda asiste a más de 900 familias
El periodo de ayuda para inscribirse y para solicitar almuerzo escolar gratis o a precio reducido se amplía tres semanas para atender a más padres y tutores legales
 
BOULDER – Por segundo año, el personal del Distrito Escolar del Valle de Boulder (BVSD) ofreció una cálida bienvenida a las familias a propósito del inicio del nuevo año escolar. Padres y tutores legales nuevos, así como familias que carecen de la tecnología necesaria para llevar a cabo tareas relacionadas con el regreso a la escuela, recibieron ayuda para empezar el año con buen pie.
 
Casi 1,000 personas pasaron por el centro mientras estuvo abierto entre el 2 y el 18 de agosto. Estando allí, padres y tutores legales pudieron conseguir ayuda para varios asuntos, desde inscribir a sus hijos en las escuelas correspondientes hasta abrir una cuenta para padres en Infinite Campus.
 
“Las personas a las que hemos ayudado lo han agradecido mucho”, dice Leslie Stafford, jefa de operaciones del BVSD.
 
En algunos casos, se trata de familias completamente nuevas en la comunidad. Los miembros del personal cuentan que han conocido familias recién mudadas al valle de Boulder desde España, Costa Rica y Tailandia.
 
“Atendí a una familia que me contó que se habían mudado hacía dos días. Vieron el anuncio en la página web y se acercaron. Llegaron con una bolsa llena de documentos”, cuenta Lulu Castex, un miembro del personal del Centro de Ayuda.
 
En gran parte, el objetivo es apoyar a las familias con tareas informáticas. Esto incluye trámites anuales como la actualización de la información de contacto y la solicitud de almuerzo escolar gratis o a precio reducido.
 
“Hemos visto muchas familias sin experiencia en el manejo de computadoras”, añade Dolores Campos-Herzfeld de los Servicios de Alimentación del BVSD.
 
“Les hemos ayudado con cosas como el acceso a Infinite Campus, porque muchas veces las familias con estudiantes de primaria no lo han usado nunca. No pueden hacer nada a menos que tengan una cuenta”.
 
Stafford dice que el Centro de Ayuda se concibió el año pasado, cuando varios sistemas pasaron a ser en línea, haciéndolo todo más difícil para algunas familias.
 
“A veces, la solicitud en línea [para almuerzo escolar gratis o a precio reducido] puede ser complicada. No queríamos que eso fuera una barrera para que la gente consiguiera servicios»”, explica Stafford. “La solicitud de almuerzo escolar gratis o a precio reducido no solo ofrece esto a los estudiantes, sino que los exime también de pagar tarifas deportivas y escolares. Queríamos asegurarnos de que todo el mundo siguiera teniendo acceso a las mismas oportunidades”.
 
Durante el transcurso de las tres semanas, Campos-Herzfeld, que se hace llamar Lola, estaba allí para guiar a todos en el proceso de solicitud.
 
“Lola es nuestra experta absoluta en almuerzo gratis o a precio reducido y sabe acompañar a las familias durante el proceso”, dice Stafford.
 
“Cuando llegan, están asustados. No saben cómo hacerlo. Les ayudamos paso a paso. Cuando se van, dicen ‘¡Bien! Era muy fácil’”, dice Campos-Herzfeld.
 
Este año el Departamento de Tecnologías de la Información montó 20 estaciones. Los días más ocupados, como el primer día de clase, todas las estaciones estaban ocupadas. Además, había una zona para niños para que pudieran relajarse mientras sus padres llevaban a cabo los trámites.
 
“Intentamos asegurarnos de que ya en la entrada se sintieran bienvenidos”, explica Madeleine Case, directora de Colaboración Escuela-Familias del BVSD. “Eso hizo mucho para hacerles sentir que alguien se hacía responsable de ellos y les ayudaba con los procedimientos”.
 
Aunque la iniciativa de tres semanas ha sido un éxito, la directora espera que en el futuro las familias reciban la misma cálida bienvenida siempre que acudan a las oficinas del Distrito.
 
“Espero que cuando una persona se acerque a las oficinas del Distrito, bien para que se le asista en el Centro de Ayuda o para recibir asistencia de cualquier otro tipo, sienta que es un individuo y que la persona detrás del mostrador se preocupa de verdad por el bienestar de su familia y por el de su estudiante en particular”, dice Case.
 
Ella y sus colegas conciben la creación un día de un Centro de Bienvenida con este propósito. Hasta entonces, planean continuar con la apertura del Centro de Ayuda al inicio de cada año escolar.