Boulder Valley School District

Los Paraeducadores hacen de todo

staff moving around with young students
Jodie Carroll

Es probable que un paraeducador haya tocado la vida de todos y cada uno de los estudiantes en un momento u otro. Ya sea dentro de un salón de clases o no, los paras sirven en varias capacidades en todo el distrito.

Lisa Larsen, Presidenta de la Asociación de Paraeducadores del Valle de Boulder y paraeducadora intensiva de Educación Especial en la Primaria Eisenhower, nos los explica mejor desde su propia experiencia.

“El paraeducador es paciente, de gran corazón, apasionado, compasivo y está ahí para un niño que está teniendo un buen día o un día no tan bueno”, dijo Larsen. “Conocí a una niña que vino a mediados del año, y conocí a otra niña que tenía un espíritu amable, y las reuní y se convirtieron en mejores amigas. Y entonces eres eso. Ayudas a construir puentes. Construyes puentes con el plan de estudios, construyes puentes en la comunidad escolar, construyes puentes entre los niños y construyes puentes entre tú y los niños ".

Los maestros tienen las manos llenas hoy en día. Ayudarles a ellos y a sus estudiantes durante el día es el papel de un paraeducador. Están allí para ayudar con casi cualquier cosa y todo lo que se necesite, desde hacer copias hasta apoyar grupos de lectoescritura y matemáticas, y ayudar con los estudiantes de educación especial en el salón de clases. 

En resumen, los paraeducadores se pueden clasificar en las siguientes áreas (y a menudo pueden realizar múltiples tareas entre estas áreas, según sea necesario):

  • Paraeducadores - no educativos

    • Ayudan a supervisar a los estudiantes en la cafetería, biblioteca y el recreo; servicio de autobús; calificar tareas; sala de trabajo / apoyo administrativo

  • Paraeducadores - educativos

    • Trabajar en el plan de estudios modificado con los estudiantes, ya sea individualmente o en grupo, que tienen un IEP (Plan de educación individual)

  • Paraeducadores de la enfermería

    • Cuidar a los niños enfermos, las necesidades médicas y llevar un registro de las vacunas. Pueden trabajar solos en la enfermería o con una enfermera escolar., 

  • Paraeducadores de educación especial

    • ILC - Centros de Aprendizaje Intensivo

      • Necesidades afectivas - ICAN

      • Necesidades múltiples - Multi ILC

      • Necesidades de autismo - Autismo ILC

      • Necesidades para sordos o con dificultades auditivas - D/HOH ILC

  • Ayudas para habilidades especiales (se incluyen en las pautas para educadores y la categoría de nómina)

    • Auxiliares de habilidades especiales 1: asistente de terapia ocupacional, técnico de exámenes de la vista, técnico de servicios de salud, asistente de servicios de salud

    • Auxiliares de habilidades especiales 2: asistente certificado de terapia ocupacional, especialista SWAP, braillista, asistente de audiología, técnico principal de exámenes de la vista, LPN, asistente de habilidades especiales de transición

    • Auxiliares de habilidades especiales 3: intérpretes educativos y entrenador de paraeducadores de educación especial

El BVSD tiene 557 paraeducadores que trabajan en todos los niveles de grado. Trabajan como empleados regulares (a tiempo completo y a medio tiempo) o en posiciones temporales.

El número de paraeducadores y lo que hacen en cada escuela es muy específico para las necesidades de esa escuela. Larsen dice que los deberes de instrucción y de no instrucción de los paraeducadores a menudo se combinan a lo largo del día.

“Mi experiencia al ser paraeducadora en diferentes posiciones fue que siempre entré con el deseo de ser apoyo fundamental tanto para el maestro como para los estudiantes en el salón de clases”, dijo Larsen. “Entré buscando los lugares que necesitaban ayuda. Tal vez era recoger algo, tal vez ayudar a un estudiante o llevarlo a la enfermera, o asegurarse de que llegaran al baño y regresaran. Puede que vayas a hacer un grupo de lectura, pero también hay otras 100 cosas en las que necesitas ayudar. Como paraeducador, te vuelves realmente bueno en hacer varias cosas a la vez. Se trata de asegurarse de que todo funcione sin problemas para el salón de clases y para los profesores ".

Los paraeducadores trabajan con estudiantes y maestros en todos los niveles, incluido preescolar. Jen Bones, paraeducadora de preescolar del Centro de Educación Temprana Mapleton, dice que su día está lleno de tareas múltiples que incluyen preparar el salón, establecer centros y horarios grupos, limpiar y desinfectar, ayudar con el autobús y el recreo, y ayudar a los estudiantes con la higiene y los buenos modales durante el almuerzo.

“El maestro de prescolar es el líder”, dijo Bones. “Mi objetivo es facilitarle el desempeño de su trabajo. Si tiene un alumno que necesita más atención, entonces puedo vigilar a los otros 6 o 7 niños que están en la mesa. Mi trabajo no es crear contenido para que los niños aprendan, pero tengo la suerte de estar asociada con un maestro de preescolar que sí me pide mi opinión. Si tengo alguna idea, puedo compartirla y eso me hace sentir importante ".

Algunos de los paraeducadores del distrito tienen una licencia de sustituto de primaria o secundaria, por lo que pueden ser sustitutos del maestro si es necesario. Este es solo otro ejemplo de la multitud de tareas que puede asumir un paraeducador.

“Hay mucho movimiento”, dijo Jocelyn Miller, paraeducadora de instrucción de la Escuela Primaria Douglass. “Hacemos servicio de autobús, recreo, comedor, lo que se pida. Cuando hay una necesidad, sólo tienes que estar abierto y ser flexible. La flexibilidad es lo más importante porque en cualquier día puedo entrar al edificio y hacer algo diferente de lo esperado ".

Para los paraeducadores de enfermería, no solo cuidan a los niños enfermos y se mantienen al día con los registros de vacunación, sino que durante la pandemia también han tenido que administrar las pruebas de detección de COVID que los padres completan todos los días. Además, han tenido que mantener todo bajo control con los protocolos, las pruebas y el rastreo de COVID. Juegan un papel clave en la salud y seguridad de los estudiantes y el personal todos los días.

“Estoy en la enfermería y el 90 por ciento de lo que hago es satisfacer las necesidades de los estudiantes”, dijo Hillary Hecht, paraeducadora de enfermería en la Preparatoria Fairview. “No se trata solo de cuando están enfermos, sino que también pueden ser problemas de salud mental y ansiedad. También dirijo el equipo de contusiones cerebrales, el cumplimiento del registro de vacunación, el equipo de respuesta a emergencias, enseño resucitación cardiopulmonar y estoy en el equipo de Fuentes de Fortaleza ”.

LEER más:  Todo es manos a la obra mientras las enfermeras y los auxiliares de enfermería navegan por la pandemia

Los paraeducadores de educación especial requieren un entrenamiento especial. Académicamente, tiene la responsabilidad de dar las lecciones en pasos o hacer que la información esté más disponible para sus estudiantes. Esto podría incluir cambiar el idioma, hablar a un ritmo diferente, dar más tiempo para procesar o proporcionar más imágenes. Social y emocionalmente, los paraeducadores de educación especial son una fuente confiable de apoyo para sus estudiantes ayudándoles con la higiene, la alimentación, el uso del baño, las maniobras, la inclusión, el comportamiento y el refuerzo positivo.

“Mi función principal es apoyar a los niños [de educación especial] con un plan de educación individual”, dijo Sera Swan Vogel, paraeducadora de autismo ILC en la Primaria Mesa. “Estos programas están en las escuelas con la esperanza de que podamos ser lo más inclusivos posible con los estudiantes en las clases de educación general. El objetivo es tener realmente a los estudiantes en el aula con sus compañeros y les brindamos apoyo según sea necesario. Les ayudamos a alcanzar sus metas, y estas pueden ser metas académicas y pueden ser metas de comportamiento ".

LEER más: Héroes del BVSD: Los paraeducadores de educación especial son “ángeles” en el salón de clases.

Los paraeducadores cumplen una serie de funciones en el distrito y realmente se pueden clasificar como "expertos en todos los oficios". Desempeñan un papel fundamental como una extensión para ayudar a los maestros a administrar un entorno de aprendizaje fluido para todos los estudiantes.

“He estado en el BVSD por más de 20 años”, agregó Miller. “Amo mi trabajo y estoy agradecida por todas las personas con las que trabajo. Somos muy respetados y muy bien cuidados, y es un camino que va en ambos sentidos. Solo queremos ayudar a todos, y todos lo saben. Eso es lo que hacemos."


 

Recent Stories

No post to display.