Home > Communications > Noticias del BVSD  
No es blanco o negro - La participación de las personas interesadas en los beneficios y los riesgos de la tecnología

technology-forum-brighter-header.png



No es blanco o negro
La participación de las personas interesadas en los beneficios y los riesgos de la tecnología

hour-of-code-students-on-laptop.png
«La tecnología es un estilo de vida. Las cosas son más eficientes y gracias a la tecnología podemos inventar y crear cosas nuevas que nos ayudan todos los días. Si los niños crecen usando las computadoras, entonces no tendrán que aprender a usarlas después y pueden pasar inmediatamente a la invención».
Estas no son las palabras de un programador o un profesor universitario. Son las palabras de una niña de quinto grado en la escuela primaria Bear Creek.
Durante los últimos meses, el BVSD ha colaborado con padres, maestros, empleados y estudiantes para escuchar sus perspectivas acerca de los beneficios y riesgos de la tecnología.
Los dos foros acerca de la tecnología para padres, a las que asistieron más de 30 personas por foro, ofrecieron una oportunidad excelente para hablar de las cuestiones referentes a la tecnología.
«Lo que más disfruté del foro es que aquellas personas que llegaron solo pensando en los riesgos y las que llegaron solo pensando en los beneficios descubrieron, después de hablar, que estaban de acuerdo con muchos de los mismos riesgos y beneficios. El problema no tiene que ser blanco o negro», dijo Lisa Chinnery, una madre de Centaurus.

hour-of-code-kids-collaborating.png
También fue muy beneficioso escuchar de los maestros acerca de los beneficios y las desventajas del uso de la tecnología en el salón de clases.
Uno de los beneficios que surgió en varias discusiones era la posibilidad, gracias al uso de la tecnología, de ofrecer enseñanza diferenciada basado en datos y ofrecer enseñanza orientada hacia el individuo para aquellos estudiantes que lo necesiten. Los maestros de ciencias e ingeniería recalcan que la tecnología forma una parte integral de sus clases y permite que los estudiantes realicen simulaciones virtuales, recopilaciones avanzadas de información y laboratorios en línea que dan vida al contenido.
Pero los maestros también reconocen los riesgos y lo que ellos y el distrito pueden hacer mejor.
«Me gustó la oportunidad de interactuar con los padres [en el foro] y estoy de acuerdo que tenemos que hacer más para atender a sus preocupaciones, que son válidas. Como una maestra, también pienso que tenemos que compartir mejor nuestras propias historias acerca de cómo estamos usando la tecnología en el salón de clases», dijo Beth Ellis, una maestra de quinto grado en Bear Creek.
El BVSD recopiló todos los comentarios que recibió y armó recomendaciones para presentar al Consejo el 22 de enero. Esto no marca el final de la conversación sobre la tecnología, más bien es parte de una conversación que seguirá tomando lugar con los padres, maestros y estudiantes.